Chapas espejo para vender en Museos

Las chapas son productos principalmente de marketing pese a que son muy comunes como elemento comercial y de entretenimiento. Los grandes museos como el Museo del Prado en Madrid utilizan las chapas espejo como producto comercial en su tienda. De esta manera ayudan a promocionar la cultura. Estas chapas espejo suelen venderse con imágenes de cuadros conocidos. Por ejemplo la obra de “La Gioconda” de Leonardo da Vinci o una pequeña muestra del cuadro mitológico de “Las tres gracias” de Rubens.

Otra de las chapas espejo que podéis encontrar es una parte del cuadro de Francisco de Goya titulado “La vendimia o El otoño”. En la chapa se puede ver a una vendimiadora con un cesto lleno de racimos de uvas sobre la cabeza, imagen que forma parte de este lienzo.

En el MOMA (Nueva York) venden chapas espejos con los dibujos y mensajes estilo Pop Art tan característicos de Roy Lichtenstein. A continuación os dejamos un par de ejemplos. ¿ Cuál te gusta más ?

Las chapas espejo en los museos

chapas espejo para museos

A nosotros personalmente nos encanta la idea de que este tipo de productos sea tan camaleónico. Puedes encontrar chapas espejo en toda clase de tiendas y con una variedad de diseños infinito. En definitiva, hay para todos los gustos. Desde colecciones enteras de exposiciones temporales de los museos hasta mensajes divertidos para eventos.

Nos resulta especialmente satisfactorio poder encontrar estos espejos en una institución (aunque sea en la tienda del museo) donde aprovechan la venta para fomentar y difundir el patrimonio material e inmaterial de la humanidad. Instituciones que muestran colecciones de interés artístico, cultural o histórico hacen posible que puedas llevarte contigo un pedacito de ese bien cultural con un inimaginable valor transcendental en la historia.

Esperamos que este artículo os haya gustado y en breve os hablaremos de otras novedades que os puedan ser de interés.